Cd. Victoria, Tamps. abril 23, 2014

La cancelación de la deuda a Cuba

noviembre 6, 2013

Por: Luis Lauro Carrillo
El hecho más relevantes del sistema económico internacional es la emergencia de la cooperación Sur-Sur, modalidad en que los países en desarrollo asumen el rol de donantes, situando sus recursos, capacidades y experiencias a disposición de otros países con menor o similar nivel de renta.

¿A qué viene lo anterior? se preguntará el lector. Viene a cuento por la condonación del Gobierno de México a Cuba del 70%(340.9 MD) de la deuda de 487 millones de dólares y restructuración por los restantes 146,1 millones dólares que el estado Cubano pagará en un periodo de 10 años.

La cuestión no tendría nada de particular de no ser porque México no está en condiciones de asumir el papel de donador, con una economía en franca recesión, inseguridad, desempleo, con la mitad de la población en situación de pobreza y pobreza extrema, para desempeñar un rol dual, aportando sus recursos, capacidades y experiencias a disposición de Cuba país con similar nivel de desarrollo.

Sobra decir que lo antepuesto ha suscitado un debate en los diversos sectores de la sociedad civil, alimentado por la aprobación de la reforma fiscal recaudatoria, misma que afectará a los contribuyentes de la clase media cautivos, mientras que los empresarios más ricos del país seguirán pagando impuestos cercanos a cero.

Cabe subrayar que son 340.9 millones de dólares que el gobierno de Peña Nieto ha perdonado a su similar cubano, el dia siguiente al en que el Congreso de la Unión aprobó la reforma fiscal a favor del incremento de impuestos, además autorizándole al ejecutivo federal la contratación de deuda hasta por 700 mil millones de pesos.

Al respecto Luis Videgaray Caso, Secretario de Hacienda a manera de justificación Expreso: “Se logró un acuerdo en el que participó la Cancillería y la Secretaría de Hacienda, en el que se logra una condonación y un periodo de pagos que nos permite restablecer una relación en ésta y otras materias con Cuba”.
Añadió “que el gobierno de México quiere tener con Cuba una relación no sólo de amistad entre los pueblos, sino de intercambio comercial y económico más intenso para beneficio de ambas naciones”.
“Era importante lograr resolver esta situación, que era un obstáculo para que fluyeran bien las cosas con el público cubano”, dijo el titular de hacienda.
Empero cabe preguntar ¿Cuál es la razón del porqué el gobierno de México condonó y reestructuró la deuda a Cuba?

Desde nuestro punto de vista podrán ser estas respuestas: Porque el crédito de Bancomex otorgado a Cuba son de los conocidos como “deudas odiosas” o deudas ilegitimas impagables, a las que moralmente el pueblo cubano no estaría obligado a pagar, ya que fueron deudas adquiridas por su gobierno, donde el prestamista tuvo o debió tener conocimiento de su ilegitimad.

Porque la condonación y restructuración constituye para el Gobierno de Peña Nieto una prioridad para su agenda de política exterior, para recuperar el liderazgo que México tuvo en Latinoamérica perdido en los sexenios panistas y para mostrarse como socialdemocrata.

Porque el crédito a Cuba es una deuda que está vinculada a proyectos técnicamente mal aconsejados o ambientalmente dañinos.

Porque el prestatario argumenta no tener solvencia para pagarlos, pero encuentra benevolencia en el acreedor concediéndole la Quita y la espera y además le amplia su linea de crédito.

Ahora bien, si los protocolos de negociación suscritos entre México y Cuba incluyen la condonación y reestructura de la Deuda y la ampliación del Acuerdo de Complementación Económica 51, incorpora la ampliación de la línea de crédito para mayor comercio e inversión, nuevos productos, nuevas reglas de origen y procedimientos para reforzar la relación bilateral. ¿Entonces porqué perdonar la deuda?

Huelga decir que esta columna de ninguna forma y de ninguna manera está en contra de la ayuda y cooperación humanitaria y solidaria a Cuba, sino en contra de la contradicción del gobierno mexicano, mientras que por un lado con la reforma fiscal sacrifica a los contribuyentes de clase media y obrera, exentando a las elites económica del pago de impuestos y por el otro regala dinero que no tenemos sin justificación.

De ahí que le viene como anillo al dedo al presidente Peña Nieto el refrán: Candil de la calle y oscuridad de su casa. Los refranes son “sabiduría popular” que casi siempre dan en el blanco.

Tengamos presente que mejorar la relación con Cuba, luego de los desencuentros con los gobiernos de Vicente Fox y Felipe Calderón, es políticamente correcto, constituye un acierto diplomático para ampliar y profundizar el marco de la Cooperación internacional. Pero un monumental error condonar y reestructurar la deuda cubana ahora convenida.

Máxime que existen en México más de 55 millones de personas que no tienen dinero ni para comer, por lo tanto la prioridad debiera ser los millones de hambrientos mexicanos, y posteriormente buscar promover la imagen del gobierno de buen samaritano.

En definitiva partiendo del supuesto de que el préstamo a Cuba fue legítimo lo que procedía al decir de los especialistas no era la condonación, sino la restructuración total mediante la reducción de las obligaciones del servicio de la deuda, otorgando una prórroga de los pagos adeudados por un periodo de 20 o 30años, sin necesidad de regalar los 340.9 millones de dólares.
lucarrso@hotmail.com
Twitter: @luiscarrs

Déjanos tu comentario

 

© 2011 Periódico El Planeta - Noticias desde Tamaulipas para el mundo » Ciudad Victoria, Tamaulipas » Director: David Zárate Cruz
www.elplaneta.ws » Contacto: elplaneta_victoria@hotmail.com
Desarrollo Web: SISTEMS - Soluciones Tecnológicas